Nací en 1979 
Justo con la democracia 
De un país que ahora se muere. 

Años de inocencia y mercromina 
Dieron paso a las hombreras, 
Los pendientes y rejillas. 

Y entre Superman, Rocky y Indiana Jones, 
El cubo de rubik, Los Goonies y el sida,
La muerte de Lennon y el tal Ronald Reagan, 
E.T., Freddy Krueger y nuestro primer Rock and Roll. 

Los años 80 
Pasaron y el muro de Berlín, 
Se cayó sin darnos cuenta, bailando con Billie Jean, 
Maradona miro al cielo y dios le tendió la mano, 
Me compraron un Atari y empecé a matar marcianos, 
Entre tanto héroe de ficción arrasaba una heroína 
Y la moda juvenil era mezclar... Coca-Cola y aspirina. 

Después en los 90 los pantalones, 
Empezaron a caerse al más puro estilo skater, 
Y de repente llegó el Nirvana a tocar. 

Y entre (pancom) y Friends y un tal Forrest Gump, 
El Clinton con su famosa macarena, 
Los Simpsons, los piercings de ombligos y lenguas 
Y yo que al sentirme invisible tuve que empezarme a tatuar. 

Los años 90, 
Pasaron mientras yo era tan Golfo, 
Que le pusieron mi nombre, a la guerra del petróleo 
Y después en el año 2000 decidí hacerme cantante, 
Escribiendo descubrí lo que es realmente importante, 
Siempre habrá modas absurdas, injusticias y conflictos, 
Porque nuestra verdadera guerra es... 
Solo con nosotros mismos. 

Yo me veo contigo, 
En presente y en futuro, 
En la sonrisa de un niño, 
En lo claro y en los oscuro. 

Yo me veo contigo, 
En un mundo surrealistas, 
Sin barreras ni complejos, 
Quítale el loco al que no es rico 
Solo al que tiene dinero, 
En un mundo descuidado, 
Sin llaves ni cerrajeros. 

Yo me veo contigo, 
En un mundo que ahora vemos, 
Que es prácticamente un chiste, 
Aunque en nuestro interior dice 
Que hay indicios de que existe 
En un mundo diferente 
Que parece tan lejano, 
Sólo porque es inminente 
En el fondo somos humanos. 

En un mundo tan salvaje, tan brutal y despiadado, 
Donde no solo se tienden ropa sino también manos, 
Donde no quede ni un sitio, ni un rincón en esta tierra, 
Y en la misma frase digan las palabras hacen guerra. 

En una canción que es noche 
Por su triste melodía 
Y una opinión sin reproche puede convertirla en día. 

También en la superficie 
Para mitigar los males, 
Aunque yo prefiero el fondo 
Que es donde ves los corales. 

En un mundo que a los niños 
Pequeños que dibujando 
Al salirse de la raya 
Les dejamos explicarlo, 
En vez de recriminarles 
Es posible que entandamos 
Que donde nosotros ya no vemos nada ellos ven algo.